La Biblioteca de Autores y Temas Tachirenses (Batt) - #Tochadasnetve

Vaya al Contenido

Menu Principal:

TACHIRENSIDAD
 

La Biblioteca de Autores y Temas Tachirenses (Batt)

A finales de los años 50, Rafael María Rosales, cronista del Táchira, propuso la creación de una biblioteca tachirense. Pero esta iniciativa sólo se concretó tiempo después, fue creada en 1960 por iniciativa  del doctor Ramón J. Velásquez, a la sazón Secretario General de la Presidencia de la  República durante el gobierno de Rómulo Betancourt. La iniciativa respondía a un  amplio programa de ediciones con el objeto de rescatar y difundir los valores culturales  de cada uno de los estados de Venezuela. Aunque, inicialmente se crearon las  colecciones de Anzoátegui, Mérida, Monagas, Táchira, Trujillo y Yaracuy, fue la del  Táchira, establecida para conmemorar el cuatricentenario de la fundación de San  Cristóbal (1961), la que despertó el mayor entusiasmo y la colaboración desinteresada  entre instituciones y particulares. Así, durante esta primera etapa de actividad editorial,  que corre pareja con la gestión de Velásquez en la Secretaría General de la Presidencia  (1959-1963), se publicaron los primeros 35 títulos de la colección.
Desde entonces ha continuado la labor editorial, siempre bajo la dirección de  Ramón J. Velásquez, y la colaboración de numerosos intelectuales, así como de  instituciones oficiales y privadas con sede en San Cristóbal y Caracas. La Biblioteca de  Autores y Temas Tachirenses se ha ido convirtiendo en una empresa de carácter  colectivo que identifica y describe a cabalidad la trayectoria de esta entidad federal,  independientemente de las diferencias entre los miembros de su colectividad.

La Biblioteca de Autores y Temas Tachirenses, como su nombre lo indica,  orienta su acción editorial en dos grandes vertientes: a) Autores nativos del estado Táchira sin importar el género de sus obras; y b) Trabajos sobre diversos temas  relacionados con dicha entidad federal.  En el primer caso, interesa difundir la obra producida por autores tachirenses  desde la segunda mitad del siglo XIX hasta nuestros días. Al lado de los escritores que pudiéramos denominar clásicos, figuran otros nombres entre los menos conocidos y  también algunos de los más jóvenes, es decir, los que apenas se inician en el oficio de la  creación intelectual, sin importar del género de sus producciones. En este sentido, la  colección ha divulgado con la mayor amplitud posible, sin ningún tipo de  discriminación, la obra de los intelectuales más representativos del Táchira. Aunque son  muchos los nombres aún no incorporados, no se puede desconocer el trabajo realizado  hasta el presente.  
Y en cuanto a los temas abordados, en la colección han tenido cabida numerosos  estudios de interés para conocer la evolución del estado Táchira, independientemente de  que sus autores sean o no tachirenses. En este caso se han publicado trabajos referidos a  las más diversas materias: administración pública, agricultura, alimentación,  arquitectura, bibliografía, biografía, centros urbanos, cocina, comercio, derecho,  documentación, economía, educación, filología, folklore, genealogía, geografía, historia,  historiografía, ideas políticas, instituciones, lenguaje, literatura, manifestaciones  artísticas, medicina, música, periodismo, poblamiento, religión, sociedad, testimonios, toponimia y tradiciones.

Uno de los grandes aportes de la Biblioteca de Autores y Temas Tachirenses a la  historiografía venezolana, ha sido la divulgación de numerosas investigaciones de  carácter regional y local, así como la publicación de diversas fuentes y testimonios de  interés para los historiadores. Tomando en cuenta que son muy pocas las instituciones  dedicadas a este tipo de trabajo editorial en Venezuela, destaca el papel desarrollado por  esta colección, sobre todo en lo que respecta a la región andina en general y al estado  Táchira en particular.
Son muchas las obras dadas a conocer entre estudios de reciente data y  reediciones de trabajos que estaban agotados hacía tiempo. Merece destacarse la labor de profesores, investigadores y alumnos de varias universidades nacionales y extranjeras,  de donde han surgido valiosas monografías que revisan diversos aspectos de la  trayectoria histórica del Táchira. Igualmente, los aportes realizados por miembros de la  Academia Nacional de la Historia y de la Academia de Historia del Táchira,  instituciones cuyo fin es promover la investigación y la divulgación de la historia  nacional y regional. Por último, deben mencionarse otros esfuerzos aislados, bien sea de  instituciones o de particulares, no por eso carentes de valor en lo que respecta al fin señalado.

Terminamos estas palabras, que constituyen un primer acercamiento al tema,  reconociendo la labor desarrollada por la Biblioteca de Autores y Temas Tachirenses,  una empresa editorial cuyos aportes a la historiografía nacional, regional y local son  evidentes, siendo aprovechados no sólo en Venezuela sino en todos aquellos países en  donde interesa el estudio de nuestra trayectoria histórica. Son muchas las personas e  instituciones tanto públicas como privadas que han colaborado de una forma u otra en  las tareas realizadas hasta el presente. A todas les expresamos nuestro agradecimiento,  esperando que continúen apoyando una iniciativa que ya resulta emblemática para la  cultura tachirense.



Por: Ildefonso Méndez Salcedo


 
 
 
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal